Medical Topics

Parálisis, paraplejía y cuadriplejía
Directorio > Parálisis, paraplejía y cuadriplejía > Definición
Definición
Parálisis es la pérdida o alteración de la función motora en una parte del cuerpo, causada por una lesión del mecanismo neural o muscular. Cuando se aplica a la función motora, parálisis es la pérdida del movimiento voluntario. Paraplejía se refiere a debilidad o parálisis de ambas piernas y la parte baja del cuerpo. Cuadriplejía o tetraplejía se refiere a debilidad o parálisis de los cuatro miembros.
La parálisis se produce por una interrupción de una o más vías motoras en algún punto desde el cerebro hasta la fibra muscular. La parálisis puede dar por resultado pérdida parcial o completa de la función, y puede ser temporal o permanente. Parálisis completa indica una pérdida total de la función por debajo del nivel de la lesión. Parálisis incompleta indica que hay algo de función motora por debajo del nivel de la lesión. Si se interrumpen todas las fibras nerviosas motoras periféricas que inervan a un músculo, se pierden todos los movimientos voluntarios, posturales y reflejos. El músculo se torna laxo y blando, y no opone resistencia al estiramiento pasivo, un estado conocido como flaccidez. El tono muscular parece estar reducido (hipotonía o atonía), y ocurre atrofia de los músculos. Si este efecto sólo se observa en una porción de las fibras motoras que inervan al músculo, el resultado es parálisis parcial, en la cual hay menos atrofia y el reflejo tendinoso estará reducido pero no se habrá perdido por completo. La parálisis puede ser espástica, en la cual los músculos afectados están rígidos y los movimientos son torpes como resultado de daño del sistema de neurona motora superior (cerebro o médula espinal).
En la paraplejía, puede ocurrir parálisis de las piernas con enfermedades de la médula espinal, raíces nerviosas, o nervios periféricos. En las enfermedades agudas de la médula espinal, la parálisis o debilidad afecta a todos los músculos que están por debajo de un nivel dado; a menudo puede haber pérdida de la sensación al dolor y la temperatura. En la enfermedad bilateral de la médula espinal, hay pérdida de la función de la vejiga y del intestino. Hay formas tanto aguda como crónica de paraplejía. La causa más frecuente de paraplejía aguda es el traumatismo de la médula espinal, por lo general relacionado con fractura/luxación de la columna vertebral. Otras causas son obstrucción (trombosis) de la arteria espinal, oclusión de ramas de la aorta debido a un aneurisma, o hemorragia hacia la médula espinal (hematomielia) debido a una malformación de un vaso sanguíneo (vascular). La hemorragia cerebral por enfermedades hemorrágicas o terapia anticoagulante con fármacos como la warfarina, pueden causar una paraplejía aguda o subaguda.
En adultos, la esclerosis múltiple es la causa más frecuente de paraplejía espinal crónica. Otros padecimientos que pueden causar paraplejía crónica comprenden deficiencia de vitamina B12, protrusión de disco cervical y espondilosis cervical, meningomielitis sifilítica, absceso y otras infecciones cerebrales, enfermedad del sistema motor, siringomielia, y enfermedad degenerativa de la médula espinal de origen desconocido. La mielitis transversa es un proceso infeccioso o inflamatorio que puede ser la causa. A menudo es imposible determinar una causa.
La cuadriplejía puede sobrevenir por enfermedades de los nervios periféricos, músculos, uniones mioneurales, sustancia gris de la médula espinal, tallo encefálico, o cerebro. La lesión típicamente ocurre en el área cervical de la médula espinal. Dependiendo de la localización en el área cervical, la parálisis de los brazos puede ser fláccida y arrefléxica, y la de las piernas puede ser espástica. En la artritis reumatoide puede ocurrir compresión de los segmentos cervicales de la médula espinal. La incidencia de cuadriplejía es difícil de determinar debido a las diversas causas subyacentes de parálisis.
Tanto la paraplejía como la cuadriplejía ocurren menos a menudo que la parálisis de un lado del cuerpo (hemiplejía).
Riesgo
los accidentes en vehículo motorizado son la principal causa de lesión que da pie a parálisis, seguidos por actos de violencia, caídas y otras causas.
Los individuos de raza blanca y los varones tienen aumento del riesgo de lesión de la médula espinal; y alrededor de la mitad de los casos de lesión de la médula espinal ocurre en personas de 16 a 30 años de edad (Dawodu).
Incidencia y prevalencia
cada año, 30 a 60 personas por cada millón sufren lesión de la médula espinal: 27.9% tiene paraplejía total, y 18.5% muestra tetraplejía o cuadriplejía total (Dawodu).