Medical Topics

Absceso, mamario
Directorio > Absceso, mamario
Un absceso mamario es una bolsa localizada de infección que contiene pus, en el tejido mamario. Cuando las bacterias invaden a través de un pezón irritado o agrietado (con fisuras) en una mujer que recientemente dio a luz, la infección resultante que se disemina a través de los tejidos (celulitis) se denomina mastitis posparto.
En mujeres que amamantan, se encuentra con mayor frecuencia un tipo único de bacteria (Staphylococcus aureus o diferentes especies de Streptococcus) en abscesos mamarios. Los abscesos en mujeres que no están amamantando por lo general contienen una mezcla de bacterias, entre ellas S. aureus, estreptococos, y bacterias que crecen mejor en ausencia de oxígeno (anaerobias).
Riesgo
el absceso por detrás del pezón (absceso subareolar) puede relacionarse con tabaquismo de cigarrillos.
Incidencia y prevalencia
la mastitis posparto afecta a 1 a 5% de las mujeres que amamantan. (Blumstein).
Interrogatorio
el área mamaria localizada está dura, caliente, enrojecida, y dolorosa. Puede haber antecedente de mastitis reciente, o de un absceso mamario previo. La mujer puede sentirse en general enferma y cansada, y experimentar fiebre y vómito.
Examen físico
revela una masa mamaria, con enrojecimiento, dura, inflamada, dolorosa y caliente de forma y tamaño variables. La masa por lo general está cerca del pezón o alrededor del mismo. Puede haber secreción a partir de la masa o del pezón de la mama afectada, que puede estar volteado hacia dentro (invertido), o es posible que haya grietas (fisuras) visibles en el pezón. Cuando la masa se palpa por debajo de la piel, puede parecer moverse (fluctuante). Los ganglios linfáticos en la axila cerca de la mama pueden estar inflamados e hipersensibles. Es posible que haya fiebre o aumento de la frecuencia del pulso.
Pruebas
una mamografía es el estándar para la evaluación de una masa en la mama, y una ultrasonografía puede ayudar a visualizar la masa y el tejido mamario circunvecino. La ultrasonografía también puede ayudar a distinguir entre estructuras sólidas y estructuras que contienen líquido (quísticas) en la mama, y dirigir la trayectoria de una aguja de pequeño calibre utilizada para extraer líquido del absceso para cultivo.

Las pruebas de laboratorio deben incluir cultivos de leche materna, de la piel de la mama, y de secreción de la masa, o del pezón, o de ambos, así como biometría hemática completa y sedimentación eritrocítica.

Puede resultar beneficioso utilizar una aguja para extraer líquido de un absceso mamario, pero el absceso casi siempre exige un corte para abrirlo (incisión) y drenarlo (incisión y drenaje [I y D]). Una incisión y drenaje simple por lo general tratan la causa subyacente, aunque los abscesos mamarios pueden recurrir después de este procedimiento. Se puede dejar que la herida quirúrgica se cierre mediante intención secundaria (cicatrización natural desde dentro hacia fuera de la piel), o pueden colocarse puntos de sutura sobre un drenaje desde el área infectada. Es posible que se requiera hospitalización para incisión y drenaje, y para administración de medicinas, como antibióticos y analgésicos por vía intravenosa.
Los medicamentos que se toman por vía oral comprenden antibióticos, antiinflamatorios, analgésicos y antipiréticos. Los antibióticos combaten las bacterias que causan la infección, y los antiinflamatorios disminuyen el aumento de la temperatura y el enrojecimiento locales. Los analgésicos alivian el dolor, y los antipiréticos reducen la fiebre que puede sobrevenir como resultado de la infección. Las compresas húmedas calientes o frías aplicadas en la mama infectada pueden ayudar a aliviar el dolor y a acelerar la curación. Si la mujer está amamantando, se le recomienda que continúe con la mama infectada hasta que sane para facilitar el drenaje del absceso. Tal vez sea necesario bombear la mama con regularidad manualmente o con dispositivos de aspiración mecánica para vaciar la leche por completo.
Se espera recuperación completa por lo general en el transcurso de 8 a 10 días con tratamiento. Los abscesos pueden recurrir después de incisión y drenaje estándar. El drenaje guiado por ultrasonografía puede mejorar la tasa de resultados satisfactorios hasta alrededor de 80%.
Pueden incluir infecciones mamarias recurrentes o crónicas, dolor, y formación de tejido cicatrizal en el tejido mamario.
En mujeres que amamantan, quizá se requieran recesos programados y un cuarto privado para que vacíen periódicamente las mamas y se apliquen compresas calientes o frías para manejo del dolor.
Si un individuo no se recupera en el transcurso del periodo de expectativa de duración máxima de la incapacidad, el lector quizá desee recurrir a las preguntas que siguen, que pueden ayudarlo a entender mejor los aspectos específicos del caso médico de un individuo.
Respecto al diagnóstico
  • ¿La mujer tiene una masa mamaria de color rojo, dura, hinchada, dolorosa y caliente?
  • ¿Hay antecedente de mastitis reciente o de absceso mamario?
  • ¿La mujer se siente en general enferma y cansada, con fiebre, escalofríos o vómito?
  • ¿La mujer se queja de secreción a partir de la mama o el pezón, o de que el pezón está volteado hacia adentro (invertido)?
  • ¿Hay un área firme, enrojecida, hinchada y caliente cerca del pezón o alrededor del mismo, que se mueve cuando se palpa por debajo de la piel? ¿Los ganglios linfáticos en la axila más cercana a la mama afectada están hinchados e hipersensibles?
  • ¿Se obtuvieron cultivos de piel, leche materna y secreción? De ser así, ¿qué tipo de bacteria está causando la infección?
  • ¿Se obtuvieron biometría hemática completa y sedimentación eritrocítica? De ser así, ¿cuáles fueron los resultados?
  • ¿Se efectuó una mamografía o ultrasonografía para confirmar el diagnóstico?
Respecto al tratamiento
  • ¿Se ordenó la antibioticoterapia apropiada? ¿La empleada estuvo recibiendo medicina por vía intravenosa u oral?
  • ¿La mujer toma todas las medicaciones exactamente como se le prescribieron?
  • ¿La mujer aplicó compresas calientes o frías, según se le indicó?
  • ¿Ha amamantado con la mama infectada, y bombeado la mama según las instrucciones?
  • ¿La mujer quedó hospitalizada para tratamiento?
  • ¿Se procedió a incisión y drenaje de la masa?
Respecto al pronóstico
  • ¿El absceso mostró respuesta al tratamiento médico, o se requirió incisión y drenaje?
  • ¿Hay tejido cicatrizal, dolor crónico o infección recurrente? ¿Cómo se está tratando, y cuál es el resultado esperado con tratamiento?
Factores que influyen sobre la duración de la incapacidad
Aunque se espera una recuperación completa, los factores que pueden influir sobre la incapacidad son la edad, la respuesta de la mujer al tratamiento, el dolor, infección recurrente, y falta de apego al tratamiento. Para mujeres con incisión y drenaje con o sin biopsia, la duración de la incapacidad depende del sitio y del tamaño del absceso. Otras enfermedades de la mama, infecciones, o un sistema inmunitario alterado pueden aumentar el tiempo de recuperación.
Términos relacionados
  • Absceso mamario
  • Enfermedad inflamatoria de la mama
  • Infección mamaria
  • Mammary Abscess
  • Mastitis
  • Mastitis infecciosa
  • Mastitis retromamaria
Diagnóstico diferencial
  • Carcinoma inflamatorio de mama
  • Enfermedad fibroquística
  • Fibroadenoma
  • Necrosis adiposa
  • Otros tipos de cáncer de mama
Especialistas
  • Cirujano general
  • Cirujano plástico
  • Ginecólogo
  • Obstetra/ginecólogo